ERMITA VIRGEN DE LA CABEZA – CHURRIANA DE LA VEGA Cuenta con bellos lienzos dignos de ver.

ERMITA DE NUESTRA SEÑORA DE LA CABEZA - CHURRIANA DE LA VEGA

ERMITA DE NUESTRA SEÑORA DE LA CABEZA – CHURRIANA DE LA VEGA

Churriana de la Vega es un tranquilo pueblo que se encuentra a tan solo 6 kilómetros de la capital granadina, distancia perfecta para acercarse pedaleando. La bicicleta no es solo un medio de transporte ideal para los desplazamientos cortos, es también una manera diferente de disfrutar la vida. Mientras se pedalea se perciben los olores, los colores y las sensaciones del entorno con más intensidad. Hoy más que recomendar una ruta ciclista, os proponemos hacer una pausa y visitar la Iglesia de Nuestra Señora de la Cabeza.

Churriana de la Vega, está enclavada en un lugar privilegiado, rodeado de fértiles tierras que sirvieron de sustento a la agricultura fenicia, y posteriormente a los  romanos que la llamaron Surius. Bajo la dominación musulmana esta parte de la vega se convirtió en un lugar importante de la industria de la seda. Para los musulmanes era la alquería Yurliyana, de esta época nos quedan los Baños árabes. Esta localidad ocupó un papel importantísimo en la rendición de los musulmanes, aquí el secretario de los Reyes Católicos Hernando de Zafra, Gonzalo de Córdoba y Abul Cazim Abdelmalig, ultimaron los detalles y las condiciones de las capitulaciones, ratificadas el 25 de noviembre de 1491.

ALTAR MAYOR - IGLESIA DE NUESTRA SEÑORA DE LA CABEZA - CHURRIANA DE LA VEGA

ALTAR MAYOR – IGLESIA DE NUESTRA SEÑORA DE LA CABEZA – CHURRIANA DE LA VEGA

Tras la conquista, se comenzaron a repoblar y cristianizar las ciudades tomadas.  A principios del siglo XVI ya existía la devoción en el pueblo, a la Virgen de Santa María de la Vega, actual Iglesia de Nuestra Señora de la Visitación. Posteriormente con la llegada de los Franciscanos a Churriana, toma fuerza la devoción a la Virgen de la Cabeza. Entre finales del siglo XVI y principios del XVII, es cuando se erige una ermita a las afueras de la localidad, para que acoja y se venere a la Virgen de la Cabeza, patrona del pueblo.

El Arzobispo Pedro de Mendoza en 1616 donó a los franciscanos, la ermita y los terrenos colindantes para que se ocupasen del culto a la Virgen. Este vínculo entre los frailes y la ermita duró casi dos siglos, hasta que la epidemia de cólera que azotó el pueblo, en 1807, obligó a los frailes a abandonar Churriana y buscar refugio en Granada.

La Ermita de Nuestra Señora de la Cabeza se presenta en una sola nave rectangular, con cúpula sobre el altar mayor y con camarín de planta cuadrada con iluminación cenital. En el exterior se encuentra un campanario de cuatro arcos de medio punto y una capilla dedicada a san Cayetano. Adosada a la ermita, se encuentra la vivienda para el ermitaño. La fachada principal consta de una portada de medio punto, cubierta con un pequeño porche de tres arcos.

CÚPULA - IGLESIA DE NUESTRA SEÑORA DE LA CABEZA - CHURRIANA DE LA VEGA

CÚPULA – IGLESIA DE NUESTRA SEÑORA DE LA CABEZA – CHURRIANA DE LA VEGA

El monumento sufrió diversas restauraciones a lo largo de su historia, la más destacable es la que se realizó a finales del siglo XIX, pues había quedado el templo en ruinas y la imagen titular fue trasladada temporalmente a la Iglesia Parroquial. El torero churrianero Salvador Sánchez Povedano “Frascuelo”, también costeó parte de la restauración de la ermita.

La devoción a la imagen, llevó a los vecinos del pueblo a realizar numerosas donaciones y colectas aumentando y embelleciendo el rico patrimonio que podemos ver. El camarín para la Virgen de la Cabeza se realizó en el siglo XIX con las aportaciones populares. Está presidido por la sacristía, a través de la cual, se accede al interior de la estancia subiendo una pequeña escalera. Las pinturas del camarín contienen doce medallones con las figuras de los apóstoles.

Cuenta el santuario con una buena colección de lienzos de distintas épocas y autores. Sorprende ver casi una veintena de cuadros con escenas de la vida de San Francisco de Asís. El retablo que contiene las figuras de San Miguel, Santo Domingo, San Benito y San Buenaventura puede corresponder al siglo XVII-XVIII, además la ermita oculta tras el altar mayor, un precioso retablo pintado al fresco.

Si quieres conocer más sobre la historia de la ermita de la Virgen de la Cabeza de Churriana de la Vega es aconsejable que te hagas con el libro de Venancio Galán Cortés, que se puede adquirir por 10 € en la Floristería Salvador (Calle San Ramón), en la parroquia de Churriana de la Vega, y en el Restaurante El Cordobés (en las Gabias).

Deja una respuesta

Etiquetado , , , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario