• Síguenos

IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA – NIGÜELAS Levantada en la segunda mitad del siglo XVI

IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA - NIGÜELAS

IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA – NIGÜELAS

Nigüelas cuenta con varios lugares que tienes que visitar, entre ellos están la Almazara de las Laerillas, la casa Zayas, los jardines Müller, el monumento Natural de las Fallas de Nigüelas, el Sendero de la Acequia de la Pavilla, y la Iglesia de San Juan Bautista, de la que hoy haremos unos esbozos. 

Tras la primera sublevación de los moriscos, en el año 1500, que tuvo como consecuencia el bautismo forzoso de los moriscos, se erigieron iglesias en casi todos los pueblos de Granada.

En 1501, Nigüelas fue adscrito como anejo a la parroquia de El Padul. Se adecuó, en un primer momento, la vieja mezquita de Nigüelas para el culto cristiano. La mezquita se encontraba en el antiguo Barrio de la Cruz, entre la Calle Jazmín, la Calle Cruz, la Plaza de la Trinidad y la Calle del Agua. En sus inmediaciones había un aljibe que aun existe. Este primitivo oratorio estuvo funcionando hasta mediados del siglo XV, cuando se decidió construir la nueva iglesia en Nigüelas.

Iglesia San Juan Bautista de Nigüelas

TORRE - IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA - NIGÜELAS

TORRE – IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA – NIGÜELAS

La iglesia parroquial de San Juan Bautista de Nigüelas, se comenzó a levantar entre 1550 y 1560. En esa década se construyeron la mayoría de las iglesias del Valle de Lecrín, como la de Melegís, Pinos del Valle, Padul, y Saleres. Estos templos se caracterizaban por tener una construcción más sólida, en la que destacaban los elementos de cantería. Asimismo tenían unas proporciones mucho mayores que las que se construían en épocas anteriores. 

Una particularidad de la nueva iglesia de Nigüelas es que no se levantó sobre la mezquita del pueblo, convertida en oratorio cristiano medio siglo atrás, cuestión esta, muy recurrente en muchos pueblos de Granada. Se eligió un nuevo emplazamiento más amplio, entre los dos barrios existentes en aquella época en Nigüelas. Antes de la conquista castellana aquí se ubicaba un cementerio musulmán, y una rábita, pero en el siglo XVI era un solar baldío.

El cuerpo de la iglesia está realizado de ladrillo y mampostería con sillarejos en las esquinas. Se edificó entre 1557 y 1563, siendo sus artífices el maestro albañil Jerónimo García, el maestro carpintero Martín Moreno y el cantero Pedro de Solorzano, que hizo las portadas, esquinas y gradas. 

IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA - NIGÜELAS

IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA – NIGÜELAS

Las tejas vidriadas, aliceres y olambres se compraron a María de Robles en 1562. Este dato no debemos de pasarlo por alto, pues María de Robles era una de las pocas mujeres alfareras en la Granada del siglo XVI. Surtió de azulejos y tejas vidriadas entre otros templos a las iglesias de Santa Ana, San Pedro y San Pablo, y a la de Saleres. 

Gabriel Gonzón hijo, en 1568, realizó los antepechos y balaustres de la baranda del altar mayor y los atriles, todo ello de labor de herraje.

Nada más terminarse de construir la iglesia de Nigüelas fue parcialmente quemada, en la segunda rebelión de los moriscos. 

En el libro de apeos de Nigüelas se puede leer:

“el cuerpo (de la iglesia de Nigüelas) de ella está sano aunque quemado, la sacristía, e torre e puertas quemaron los moros, ay su campana, el dicho Sr. Juez e yo el dicho escribano lo vimos por biesta de ojos, e doy fee de ello.”

En el último cuarto del siglo XVI, la iglesia de Nigüelas se reparó. Su costo ascendió a unos 7.000 ducados.

IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA - NIGÜELAS

IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA – NIGÜELAS

La armadura fue rehecha por Juan López de Paniagua entre los años 1580 y 1582.

Exteriormente lo más destacable de la iglesia de Nigüelas es su torre, que se levanta en el lateral izquierdo de la cabecera. Es ancha, de tres pisos de alzada, y se restauró en la segunda mitad del siglo XVIII. Cada piso lo separa una ancha moldura. En el cuerpo de campanas se abren, en cada lateral, dobles vanos que acogen en su interior las campanas.

El templo nigüeleño cuenta con dos portadas: una a los pies y la otra en el lateral derecho. Ambas son sencillas, similares a las de la iglesia de Saleres y de Pinos del Valle, compuestas por arcos de medio punto, cuyas dovelas y pilastras están realizadas de cantería. 

Al atravesar las puertas de acceso de la Iglesia de Nigüelas, nos adentramos en un templo de planta rectangular, de una sola nave, con capilla mayor separada por un arco toral de medio punto, y coro de madera a los pies.

ALTAR MAYOR - IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA - NIGÜELAS

ALTAR MAYOR – IGLESIA DE SAN JUAN BAUTISTA – NIGÜELAS

La nave se cubre con armadura de limas dobles, con seis tirantes pareados con lazo, que descansan sobre canes de acanto. La parte de la capilla mayor es ochavada y apeinazada. Esta armadura se une, en el centro del almizate, formando una gran piña de mocárabes.

En la cabecera del templo, y tras un arco toral, se encuentra la Capilla Mayor presidida por un retablo realizado a mediados del Siglo XVIII. El retablo acoge algunas esculturas, entre las que destacan un San Juan Evangelista, realizado probablemente por Martín de Aranda y un San Juan Bautista, obra de José de Risueño.

A los pies del templo se encuentra el coro, que acoge un órgano barroco construido a finales del siglo XVIII, atribuido a Miguel González Aurioles, y que es muy similar al de la iglesia de Atarfe

Dentro de la Iglesia de San Juan Bautista de Nigüelas se celebra, desde hace años, el festival de música clásica FIAPMSE (Fórum Internacional de Alto Perfeccionamiento Musical del Sur de Europa), y también certámenes de villancicos.

Etiquetado , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *