IGLESIA DEL CRISTO DE SAN AGUSTÍN Pertenece al actual convento del Santo Ángel Custodio

ALTAR MAYOR - IGLESIA DEL CRISTO DE SAN AGUSTÍN

ALTAR MAYOR – IGLESIA DEL CRISTO DE SAN AGUSTÍN

La Iglesia del Cristo de San Agustín es uno de esos inmuebles que pasan desapercibidos si no tiene sus puertas abiertas o no son fechas tan señaladas como Navidades o Semana Santa. El edificio en cuestión se encuentra en el nº 40 de la calle San Antón y, aunque fue rehabilitado en 1942 para albergar a la orden religiosa de las madres clarisas,  lo cierto es que estas monjas llevan en Granada desde 1626. 

María Cobos Centurión, hija del Marqués de Camarasa, más conocida como María de las Llagas, fue quien recaló en Granada, en el año 1626, para fundar la orden de Franciscanas Recoletas de Granada. Las religiosas tras varios intentos y no pocas vicisitudes pudieron asentarse definitivamente en el convento del Santo Ángel Custodio, que levantaron a espaldas de la Calle Elvira, y que tenía acceso por la calle Cárcel Baja.

La iglesia del convento del Santo Ángel Custodio fue trazada por Alonso Cano y se construyó entre 1653 y 1661 por el arquitecto Juan Luis de Ortega.

El convento, fue ocupado por los franceses desde 1810 hasta 1812. Destrozaron altares, imágenes, retablos, y destinaron el espacio a almacén y panadería. Las tropas napoleónicas destruyeron gran parte del templo a su salida de Granada. Posteriormente, tras unas profusas reformas, realizadas entre 1819 – 1830, con muchos problemas por la desamortización de Mendizábal, el convento siguió funcionando hasta 1932. Durante este último periodo, el convento del Santo Ángel Custodio fue sede canónica de La Hermandad del Cristo de San Agustín. 

CONVENTO ÁNGEL CUSTODIO- SIGLO XIX

CONVENTO ÁNGEL CUSTODIO- SIGLO XIX

A principio de los años 30 del pasado siglo, con el establecimiento de la República, se incrementaron las manifestaciones anticlericales en Granada. Las religiosas se vieron entonces obligadas, tanto por las presiones políticas como por las económicas, a abandonar su sede, y a permutar este goloso solar, por otro que pertenecía al Banco de España, situado en la Calle San Antón. Pocos meses después de la salida de las monjas, el convento del Santo Ángel Custodio fue derribado, y algunos de sus materiales reutilizados, como la fuente que se llevó frente al Palacio de Bibataubín. En el solar se levantó el Banco de España. 

Algunas de las obras se trasladaron a diferentes conventos e iglesias. De la serie de obras que Alonso Cano realizó para la iglesia del desaparecido convento de religiosas franciscanas del Ángel Custodio, se conservan en el museo de Bellas Artes de Granada un grupo de cuatro grandes esculturas compuestas por San José con el Niño, San Antonio con el Niño, San Pedro de Alcántara y San Diego de Alcalá. Últimamente se afirma que estas obras fueron talladas por Pedro de Mena con modelos y colaboración de Cano, que dejó su impronta en ellos. 

La comunidad se trasladó en un primer momento al convento de la Encarnación. 

En 1941, y una vez que las oficinas bancarias ya estaban en su nueva y flamante sede de la Gran Vía, fue el momento en el que el banco adaptó para las monjas el inmueble de tres plantas que tenían en la Calle San Antón.

CAPILLA LATERAL - IGLESIA DEL CRISTO DE SAN AGUSTÍN

CAPILLA LATERAL – IGLESIA DEL CRISTO DE SAN AGUSTÍN

En los primeros días del mes de marzo de 1942 la comunidad ya estaba asentada en su nueva sede, pero todavía no tenían la iglesia construida. Se adaptó, mientras tanto, la mejor sala del inmueble para capilla.

En 1945 se inauguró el nuevo templo y se bendijo, por parte del Arzobispo de Granada, con el título de Iglesia del Santísimo Cristo de San Agustín.

El templo consta de una única nave, con capilla en el lado izquierdo, altar elevado sobre una escalinata de tres peldaños, y coro situado a la derecha del altar.

El Altar mayor está presidido por la talla del Cristo de San Agustín, que realiza su estación de penitencia cada Lunes Santo y es réplica de la escultura de Alonso Cano. En la iglesia se encuentran otras obras destacables como son el Nazareno de las Penas, que fue realizado en el siglo XVII, un Cristo Redentor con Niño y un San Antonio. Además se puede ver en la capilla lateral, la imagen de la Virgen de la Consolación, obra del sevillano Antonio Dubé de Luque.

Deja una respuesta

Etiquetado , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario