• Síguenos

PASEO DE LOS CAÑOS – ORCE Uno de los lugares más señeros de Orce

FUENTE DE LOS CUATRO CAÑOS / CAÑOS DE ABAJO

FUENTE DE LOS CUATRO CAÑOS / CAÑOS DE ABAJO

Orce, está situado al norte de la provincia de Granada. Es un tranquilo pueblo de apenas 1500 habitantes, conocido sobretodo, por sus yacimientos arqueológicos, que se pueden ver de manera resumida, en los museos de paleontología de Josep Gilbert y en el del Cerro de la Virgen. Es sin lugar a dudas, un pueblo al que merece la pena acercarse, visitar, y pasear. Aquí descubrirás, el Castillo de las Siete Torres, la Iglesia de Santa María, palacetes, casas señoriales, pero también, plazas, calles, y callejuelas testigos de un pasado próspero. 

El Paseo de los Caños es uno de los lugares más señeros de Orce. Consta de una amplia avenida, jalonada de árboles de plátanos de sombra. Tiene instalado en sus extremos dos pilares o fuentes de agua. Este espacio fue el límite urbano de Orce hasta el siglo XVIII. Más allá, se encontraba el cementerio musulmán, transformado en cristiano tras la conquista castellana.

La avenida, fue creada en el siglo XVIII, cuando se puso de moda hacer grandes alamedas en cada ciudad y pueblo de nuestro país. Se llamó por aquel entonces, Calle de los Álamos.

Fuente de los cuatro caños Foto: J. Antonio Avilés - verano 1915

Fuente de los cuatro caños Foto: Juan Antonio Avilés – verano 1915 – Ayuntamiento de Orce

Se aprovechó para levantar este paseo, el cauce de un arroyo, que cuando llovía en demasía se desbordaba anegando todo a su alrededor. 

En torno a la “Calle de los Álamos”, se instalaron familias de renombre de Orce, entre las que destacamos, la del rico ganadero, y Alguacil Mayor del Santo Oficio de la Inquisición, D. Indalecio Espinosa de los Monteros, interesante personaje del siglo XVIII. Fue amigo de los Segura, de los Mendoza, y acusado por la inquisición, por llevar a Almería “Tres recetas en arábigo para descubrir tesoros” y por “realizar magia blanca y negra”.

Las obras de embovedado y desvío de la rambla finalizaron en 1949, dando paso al frondoso Paseo de los Caños que hoy conocemos.

Fuentes del Paseo de los Caños.

En el paseo de los Caños se encuentra un cartel informativo colocado en 2015, centenario de la remodelación de las fuentes, en el que se puede leer:

Estos caños ya habían venido prestando servicio al vecindario, al menos, desde el siglo XVI. 

Para diferenciarla de la otra fuente, que, situada más arriba, en la misma calle -“Los Caños de Arriba”- también fue remozada en 1915, ésta fue conocida desde siempre como “Los Caños de Abajo”. 

Y ello nos lo atestiguan, entre otros muchos, algunos documentos del archivo parroquial fechados en 1788, los cuales se refieren de este modo al citado lugar: “en la calle de los caños que llaman de abaxo”, o de este otro: “en los caños Baxos”. Pero fue en 1915 cuando se acometió la reedificación de la fuente tal y como se conoce hoy día, provista de cuatro caños y de su correspondiente recinto amurallado de sillares.

CAÑOS DE ARRIBA - PASEO DE LOS CAÑOS

CAÑOS DE ARRIBA – PASEO DE LOS CAÑOS

Caños de Arriba

El pilar que encontramos al inicio del paseo consta de una pieza de dos pilones, asentada en el suelo. Dispone como frontón una austera pared de cantería, de apenas un par de metros de ancho por otros tantos de alto, rematado con un cubremuros piramidal. A media altura del frontón, aparece una cartela de piedra moldurada, con los ángulos interiores redondeados, en el que se puede ver la fecha de su reconstrucción, 1915. 

Fuente de los cuatro caños / Caños de Abajo

El otro pilar, el del final del paseo, es uno de los más importantes del pueblo, es conocido como Fuente de los cuatro caños y al igual que los Caños de arriba, este se remodeló en 1915.

En torno a la Fuente de los cuatro caños se dispone una placeta con sombra, que está perimetrada por un largo asiento de piedra. Este lugar se construyó como punto de encuentro y socialización de las gentes de Orce, función que sigue cumpliendo. Aquí se acercan los vecinos del pueblo a llenar sus damajuanas, y a charlar un rato mientras que se colman los cántaros. 

FUENTE DE LOS CUATRO CAÑOS

FUENTE DE LOS CUATRO CAÑOS

Presidiendo la plaza se sitúa el pilar, que consta de una pila rectangular de piedra, al que se le han horadado cuatro huecos, donde va a caer el agua. 

Los brocales de la fuente son sencillos, apenas unos gastados tubos insertos en un alto muro de bloques y hormigón, que hace de frontón. Corona la Fuente de los Cuatro Caños un frontis triangular con una decoración floral en forma de semicírculo. En el centro del frontón se encuentra una cartela de mármol blanco, con moldura de escayola, donde se puede leer.

“ESTA FUENTE SE CONSTRUYÓ POR EL AYUNTAMIENTO  EL AÑO 1915”

La Fuente de los cuatro caños se abastece de una surgencia de agua subterránea, que brota del subsuelo de la Iglesia de Santa María, y es encauzada hasta la fuente. El agua no está tratada, es rica en calcio, motivos por los que hay un cartel que advierte que es agua no potable. Aunque a decir verdad, está riquísima. 

El Paseo de los Caños, así como la Fuente de los cuatro Caños son punto de reunión de los orcenses, y lugar donde se realizan diferentes actividades culturales y deportivas, a lo largo del año.

Para terminar no podemos dejar de decir que si hubo algo nos cautivó en nuestra visita a Orce, fueron sus gentes sencillas, cordiales, y enamoradas de su pueblo, que además se prestan a enseñar y contar su historia. Eso es algo que merece la pena señalar, porque debemos de ser conscientes que “los forasteros”, venimos a perturbar, aunque sea un poco, su preciada tranquilidad.

Deja una respuesta

Etiquetado , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario