• Síguenos

TAJOS DE ALHAMA Un Monumento Natural que enamora

TAJOS DE ALHAMA - FABRICAS DE HARINAS

TAJOS DE ALHAMA – FABRICAS DE HARINAS

Hay una cuestión común entre todos los que formamos Rincones de Granada, además del amor y la admiración que profesamos por la provincia, y no es otra cosa que disfrutar contemplando el paisaje de todas aquellas localidades que visitamos.

Hoy quizás nos hemos entretenido más de la cuenta en esa labor. Nos parábamos atónitos a cada pocos metros, mientras recorríamos el perfil de los tajos de Alhama. Intentábamos hacer un análisis del entorno, de su historia, desde la llegada del hombre en el neolítico hasta nuestros días, de los puntos de interés, de los monumentos que se yerguen junto a los escarpes… , pero nuestra mirada siempre vuelve a la lejanía, hacia el río.

El monumento natural de los tajos de Alhama, es una formación geológica, compuesta por un conjunto de cañones, paredes verticales de arenisca, algunas de más de 80 metros de altura, que tiene como telón de fondo la Sierra de Tejeda. En la base de estos afloramientos, se encuentra un rico ecosistema de fauna y vegetación mediterránea de ribera. Destaca la presencia de anfibios, reptiles, y de aves adaptadas al hábitat de cantiles y roquedos como la grajilla, palomas, cernícalo común y Halcón peregrino.

ESCALERITAS DEL DIABLO - ALHAMA

ESCALERITAS DEL DIABLO – ALHAMA

Los Tajos de Alhama tienen una longitud de más de 4 kilómetros. Se han ido formando por la acción del río durante miles de años, y cuentan con fósiles de origen marino.

En este marco incomparable, comenzamos nuestro recorrido de los Tajos de Alhama, por las Escalerillas del Diablo, situadas en el antiguo barrio árabe, cerca de la desaparecida Torre de los Escaladores de la Alcazaba de Alhama.

Las Escaleras del Diablo, es uno de los lugares más espectaculares que hemos podido visitar. Son unos peldaños excavados en la misma roca, a modo de escalera de caracol que llegan hasta el cauce del río. Recorrerlos pone a prueba la resistencia cardiaca, y no es apto para personas que sufran de vértigo, aquí la subida de adrenalina se hace presente. Nos sorprende conocer que las mujeres de la localidad, hace años, bajaban por estos peldaños para lavar la ropa en el río.

Seguimos unos metros, dirección al pueblo sin dejar los tajos, hasta llegar a la Puerta de la Mina y Las mazmorras. Las singulares mazmorras de Alhama, fueron realizadas en época nazarí. Son unas oquedades, de unos nueve metros de diámetro y unos cinco de alto, excavadas en las mismas paredes naturales. Se crearon, en un principio, para guardar cereal, pero en la época de la conquista fueron utilizadas, para encarcelar a los enemigos apresados durante las contiendas.

IGLESIA DEL CARMEN - TAJOS DE ALHAMA

IGLESIA DEL CARMEN – TAJOS DE ALHAMA

El recorrido sigue por las callejuelas que perfilan los Tajos de Alhama, pasando por delante de la Ermita de las Angustias, enfilando nuestros pasos hacia la Iglesia Conventual del Carmen. En la parte posterior de la iglesia se sitúa un espectacular mirador panorámico. Desde aquí se ven los molinos harineros de Santa Teresa, San Pedro, San Francisco y la restaurada Fábrica de la Purísima, que se asientan cerca del cauce del río, y que aprovechaban la fuerza del agua para mover su maquinaria.

El paisaje que se ve bajo los tajos enamora al visitante que se asoma a este balcón. Para conocer un poco mejor estas fábricas de harina, hay que descender hasta el río, por un camino bastante pendiente. Una vez que estamos en el cauce fluvial, es recomendable realizar un corto paseo, hasta la ermita de los Ángeles cerca de la Pantaneta, tres kilómetros río arriba.

La Pantaneta es un espacio abierto, parte final de los Tajos de Alhama. Surgió como un embalse artificial para trasvasar las aguas del río Alhama al embalse de Los Bermejales, mediante un túnel de unos 14 km de longitud.

Desde los observatorios ornitológicos instalados en La Pantaneta se puede disfrutar sin dificultad, de la presencia del porrón común, pato colorado, pato cuchara, ánade real y zampullín chico. Es una de las mejores zonas para el avistamiento de aves acuáticas. En este paraje nos quedamos en silencio aprovechando los últimos rayos de sol.

Etiquetado , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *