YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA 3 Un yacimiento de más de 1,4 millones de años

YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA 3

YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA 3

Que Orce sea un lugar privilegiado para encontrar los posibles orígenes de la humanidad en Europa, es algo que ya pocos científicos ponen en duda. Este es uno de los motivos por los que, desde mediados de los años 80 del pasado siglo, se han ido sucediendo una serie de excavaciones arqueológicas en el entorno. Los yacimientos de Orce más conocidos, para el público en general, quizás sean los de Venta Micena, Barranco León y Fuente Nueva 3.

¿Por qué el entorno de Orce es un buen lugar para los yacimientos paleontológicos?.

Porque la erosión a lo largo de este último millón de años ha ido formando un paisaje de cárcavas, provocando que los sedimentos más antiguos salgan a la luz y entre ellos los fósiles.

La cuenca de Guadix-Baza, es decir, el espacio que hay entre la Puebla de Don Fadrique y La Peza, formaba hace 5,3 millones de años un lago salobre de carácter endorreico (sin salida al mar). De todos es sabido que las áreas más peligrosas de un lago, si te quedas atascado en sus barros, son los márgenes del mismo.

YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA 3

YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA 3

Las orillas del lago fueron un lugar propicio para que los grandes vertebrados se acercaran a beber y a cazar. Esta circunstancia era “conocida” tanto por los hombres del paleolítico como por los grandes depredadores, que se acercaban a las orillas del lago para alimentarse, ya fuese cazando o carroñeando. El entorno de Orce era una de las orillas de este lago. En estas zonas habitaron mamut, rinocerontes, hipopótamos, tigres de dientes de sable, caballos, hienas gigantes, distintas clases de cérvidos y bóvidos.

Con el paso de los milenios el lago desapareció y se acumularon grandes cantidades de sedimentos encima, unos 300 metros de altura. En un momento determinado surgió un río, el Paleofardes, y posteriormente otros, que fueron erosionando el territorio, conformando el fantástico paisaje actual lleno de cárcavas.

El hecho de que los sedimentos se acumulen horizontalmente y sean de fácil acceso, gracias a la erosión natural, proporciona una gran oportunidad para que los investigadores puedan interpretar la historia y la evolución geológica de la zona.

Dentro de la estratigrafía de la hoya de Guadix-Baza, los paleontólogos están especialmente interesados en los sedimentos que tienen una antigüedad en torno a los 2 millones de años.

Yacimiento de Fuente Nueva-3

El yacimiento de Fuente Nueva-3 se encuentra a tan solo 5 kilómetros de la localidad de Orce. La cronología de este yacimiento está sobre 1,4 millones de años.

El arqueólogo Juan Manuel Jiménez Arenas indica en “Cuadernos técnicos de patrimonio 7”, sobre el yacimiento de Fuente Nueva-3, que este enclave:

YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA 3

YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA 3

Se distingue por la preponderancia de animales de gran talla y, en particular, de mamuts. Entre la riqueza patrimonial del yacimiento sobresale dos defensas correspondientes a un macho de proboscídeo que miden cuatro metros de longitud.

Este yacimiento debió funcionar como una trampa natural en la que caerían estos gigantes del Pleistoceno y serían aprovechados, con posterioridad, por los humanos y otros carroñeros, principalmente la Pachycrocuta (hiena gigante). Así, un cadáver casi completo de mamut rodeado de piezas líticas talladas y coprolitos de hiena está siendo clave para entender las interacciones que se producían entre especies que accedían a un mismo recurso.

Al esqueleto parcial de hembra de mamut, al que hace referencia Juan Manuel Jiménez Arenas, le faltan las extremidades y el cráneo, pero conserva la pelvis y la columna vertebral completa, algunas costillas, una escápula y la mandíbula, ligeramente desplazada, lo podemos ver en el Centro de Interpretación de los Primeros Pobladores de Europa “Josep Gibert”, en Orce.

MAMUT AMPARO - MUSEO DE ORCE

MAMUT AMPARO – MUSEO DE ORCE

La mamut es conocida como Amparo y cuenta un episodio muy concreto de la historia. Su cuerpo fue aprovechado por homínidos y por hienas, pues en su entorno cercano se han encontrado 17 lascas de sílex y 34 excrementos fosilizados (coprolitos) de hiena.

Los investigadores abogan que Amparo se quedó atrapada en el lodo, sirviendo su cadáver de alimento a los grandes carroñeros: homínidos y hienas. En primer lugar llegarían los homínidos y poco tiempo después las hienas.

DEFENSAS DE MAMUT -YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA-3

DEFENSAS DE MAMUT -YACIMIENTO PALEONTOLÓGICO FUENTE NUEVA-3

Recordemos que hace 1,5 millones de años los homínidos, no usaban de manera sistemática el fuego, y carecían de capacidad digestiva para comer carne en putrefacción como hacen las hienas. Los homínidos se centrarían en carne fresca como los músculos de las extremidades, en cuyos huesos largos se acumulan grandes cantidades de médula, de alto rendimiento calórico, al igual que en el cráneo, donde está el cerebro. Esto hace pensar a los investigadores que los homínidos llegaron al cadáver de Amparo antes que las hienas, desmembrando y transportando sus extremidades y cráneo, para dejar a las hienas el resto del cadáver. Las piezas de silex utilizadas por los homínidos para rasgar la carne aparecieron debajo de los excrementos de las hienas.

En Fuente Nueva-3, se ha recuperado una ingente asociación de industrias líticas que, junto a las localizadas en Barranco León, representan las herramientas más antiguas de la Península Ibérica y se consideran evidencia de la presencia humana más antigua de Europa.

Estas industrias, toscamente talladas, las usaban nuestros antepasados para aprovisionarse de carne y obtener médula ósea a partir de cadáveres de grandes herbívoros que carroñeaban.

Las lascas de sílex aparecen asociadas a numerosos restos esqueléticos de grandes mamíferos, como caballos similares a cebras modernas, búfalos y ciervos gigantes, en cuyos huesos fósiles se encuentran marcas de descarnación, así como roturas por percusión para acceder a su tuétano.

Estos hallazgos, según los expertos, pueden ser la punta del iceberg de lo que atesora este yacimiento y el resto de la zona de Orce. Ha sido un auténtico placer poder visitar Fuente Nueva 3, y poder disfrutar de las explicaciones de Carmen Luzón González.

 

 

Lugares para visitar en Granada

Etiquetado , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *