• Síguenos

PLAYA DE CALAHONDA – GRANADA Una de las mejores playas de Granada

- PLAYA DE CALAHONDA - GRANADA

PLAYA DE CALAHONDA – GRANADA

Hacer un ranking serio de las mejores playas de Granada, sería una tarea de mucha responsabilidad. Desde Rincones de Granada defendemos que todas las playas tienen su encanto, unas por solitarias, otras porque se pueda practicar nudismo, snorkel…, por tener diversos servicios públicos como chiringuitos, alquiler de hamacas, socorristas, bandera azul y un largo etcétera. Pero una cosa tenemos clara, si alguna vez hiciéramos un ranking de las mejores playas de la costa granadina, la Playa de Calahonda estaría en las primeras posiciones.

La Playa de Calahonda, a tan solo 13 kilómetros de Motril, tiene todo lo que nos gusta de una playa. Es una playa cuyo acceso en vehículo es fácil y cómodo, tiene casi 1,5 kilómetros de longitud y una anchura que supera los 40 metros, ideal para dar largos paseos al amanecer y al atardecer en la mejor compañía, por sus arenas gruesas y limpias. Es además una zona con mucha historia, de la que después os contaremos un poco. Sus aguas, transparentes y de intensos azules turquesas esconden una amplia biodiversidad marina, que merece la pena conocer, siempre de la mano de profesionales del buceo. Entre las empresas que puedes contactar para descubrir los fondos marinos se encuentra  Buceo Calahonda, con más de una década de experiencia, y que ofrece las mejores inmersiones en la zona. 

PLAYA DE CALAHONDA - GRANADA

PLAYA DE CALAHONDA – GRANADA

La Playa de Calahonda está flanqueada a levante por unos escarpes rocosos, conocidos como Karst de Calahonda, y  desde los que se divisa una magnífica panorámica de la costa, y a poniente por la Punta del Llano donde se encuentra el Farillo de Calahonda.

Quizás por todo esto, y seguro que por más motivos, la playa de Calahonda es una de las más frecuentadas de Granada.

Calahonda fue desde antiguo lugar de asentamiento. Se han encontrado restos de un alfar romano, en tierra firme, dedicado a la elaboración de ánforas, y en sus aguas se han hallado varias ánforas de la misma época. 

El hecho de tener Calahonda una ensenada tan abierta, expuesta a los continuos ataques por parte de las tropas enemigas, no aseguraba su defensa ni facilitaba su tráfico mercantil. Los piratas, que se acercaban hasta la playa, apresaban tanto barcos como personas. Esto es un factor importante para que el asentamiento permanente de Calahonda sea mucho más reciente que otros pueblos de la costa.

Para vigilar la bahía se levantaron la Torre del Zambullón y el Farillo de Calahonda, sin embargo los ataques piráticos no cesaron ni siquiera durante la construcción de los puestos de vigilancia. No obstante esta playa de Calahonda, que se encuentra al abrigo de los acantilados rocosos, fue utilizada desde el siglo XVIII como puerto seguro de Motril, y tuvo un importante tráfico de barcos comerciales que iban hasta América, y Europa, llevando azúcar, aceite, vino, y otros productos de la tierra.

PLAYA DE CALAHONDA GRANADA

PLAYA DE CALAHONDA GRANADA

La ensenada de Calahonda se consideró durante esa centuria y la siguiente, como uno de los mejores fondeaderos de la zona. Debido a la gran cantidad de mercancías que pasaban por aquí, se concedió, en 1841, a Calahonda, la categoría de puerto aduanero de segunda clase. 

Uno de los acontecimientos históricos más relevantes que tuvieron lugar en la misma playa de la Calahonda, ocurrió el 13 de Octubre de 1805, cuando un barco inglés, con bandera española, se adentró en las costas granadinas, pasando por delante del castillo de Carchuna, y el Farillo hasta llegar al puerto de Calahonda. Allí izó la bandera inglesa y empezó a atacar con cañones, a los barcos que había atracados. Fue García del Postigo y Bulnes, al mando del barco el “Valiente” quien obligó a los ingleses a retirarse. 

Pero esta acción bélica no fue la última ocurrida frente a la Playa de Calahonda, y protagonizada por tropas extranjeras. Resulta que el 3 de febrero de 1937 el submarino italiano Ciro Menotti, al mando del capitán de corbeta Vittorio Moccagatta, bombardeó con 35 proyectiles la linea de costa de Calahonda, regresando horas más tarde de este ataque a su base naval de Cacliari, en Cerdeña.

Así que si tienes la oportunidad no dejes de visitar la playa de Calahonda, es un lugar que te sorprenderá por su belleza y su historia.

Deja una respuesta

Etiquetado , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario