• Síguenos

ALCAZABA DE LA ALHAMBRA Era la zona defensiva del recinto nazarí

ALCAZABA DE LA ALHAMBRA

ALCAZABA DE LA ALHAMBRA

Coronando el cerro de la Sabika, se alza majestuosa la Alhambra, el monumento más visitado de España. Su enclave es un lugar estratégico desde donde se domina la ciudad de Granada, el Valle del Darro y toda la vega. 

La Alhambra es un conjunto de cuatro espacios diferentes e interrelacionados entre sí, cada uno con sus funciones específicas, constituidos por La zona defensiva (Alcazaba, murallas y torres), los Palacios Árabes (Comares y Leones), El Palacio de Carlos V y los restos arqueológicos de la ciudad a intramuros.

La Alcazaba de la Alhambra es una de las zonas más antiguas que todavía quedan en pie. Constituyó la fortaleza del recinto granadino y una de las primeras defensas militares de la ciudad. Los restos más antiguos corresponden a finales del siglo VIII y comienzos del IX. Esta zona se limitaba más bien a refugio ocasional de soldados y lugar de vigilancia de Granada. 

En el siglo XI se fortaleció y se unió la Alcazaba a Torres Bermejas, mediante una muralla, enlazando a su vez ambas con el recinto amurallado de Granada.

Mohamed Ibn ben Alhamar (Muhammad I), a mediados del siglo XIII, decidió abandonar la Alcazaba Cadima del barrio del Albaicín y situar su residencia real, el centro gubernamental y defensivo de su reino en la Alhambra. Para ello acometió obras en las murallas, rodeó la parte alta de la colina de la Sabika con un recinto amurallado. Las obras de Muhammad I en la Alhambra son la alcazaba, la Torre de la Vela, la torre del Homenaje, el recinto amurallado y la construcción de la Acequia Real, que llevaba el agua hasta la colina.

TORRE DE LA VELA

TORRE DE LA VELA

Muhammad II continuó y perfeccionó el sistema defensivo de la Alhambra. Del siglo XIII son también los actuales adarves, las barbacanas existentes entre el muro exterior e interior, y las caballerizas. 

Años más tarde durante el reinado de Muhammad III se separó la zona de la alcazaba del área residencial.

La alcazaba de la Alhambra se convirtió, por tanto, en la sede militar, en ella se alojaban los mandos y el cuerpo especial de defensa de la ciudad palatina, y de la familia real. Presenta una planta rectangular irregular, siguiendo la disposición militar de la cultura almohade. Consta de dos recintos, uno exterior, a modo de barbacana, y otro interior, más elevado, que está fortificado por torres en sus lados menores. En el lado occidental, se encuentra la torre de la Campana de la Vela, en el oriental, las torres del Homenaje  y la torre Quebrada.

La Torre de la Vela, es la torre más grande de la Alcazaba, tiene cuatro pisos. Se alza a más de 28 metros sobre el suelo y cada uno de sus lados mide 16 metros de ancho. El objetivo de esta torre era vigilar el entorno. Sus muros están construidos con hormigón y tienen casi 5 metros de grosor.

La Torre de la Vela, cuenta además con saeteras, lugares para la guardia y comunicación con los adarves. Su último piso fue una vivienda, en torno a un pequeño patio central abierto al aire libre, que pudo servir de residencia al primer sultán nazarí, y posteriormente a los alcaides cristianos de la Alcazaba. En la parte superior de la Torre de la Vela se alza una espadaña que sostiene una histórica campana.

La Torre del Homenaje, es un soberbio baluarte de seis plantas de alzada. De ellas destacan el primer piso utilizado como prisión, y el último convertido en vivienda, que al parecer sirvió de residencia temporal a Al-Hamar. Bajo esta Torre se encuentra el primitivo acceso a la Alcazaba.

ALCAZABA DE LA ALHAMBRA

ALCAZABA DE LA ALHAMBRA –  Foto:Vanessa

La Torre Quebrada, hoy sirve de entrada a la Alcazaba. Es la torre de menor tamaño de todas las de este sector. Se encuentra en la mitad el lienzo oriental de la alcazaba. Cuenta con dos pisos y cinco habitaciones cada una.

El interior del recinto de la alcazaba funcionó como patio de armas y se configuró como una pequeña ciudadela de tipo castrense estable. Las casas estarían destinadas a los oficiales y veteranos, mientras que los soldados de la guarnición vivirían fuera. La plaza de armas está dividida en dos sectores, por una estrecha calle longitudinal, en dirección este-oeste.

En el lado izquierdo se sitúan las casas de los mandatarios de mayor rango, junto a otras casas más modestas. La casa más grande pudo ser el palacete de Muhammad I. Su estructura es la característica de la vivienda hispano musulmana de clase elevada; patio central con alberca y habitaciones en torno a él. El acceso se realizaba a través de un zaguán en recodo. Tiene dos entradas, una en la calle principal y otra a su espalda, dando a un callejón cercano a la Torre del Homenaje.

En el sector meridional hay un aljibe, dependencias para almacenes, cantinas, armerías, zapaterías etc… y unas espeluznantes mazmorras, o mejor dicho unos silos que fueron reutilizados como cárceles. El alemán Münzer, cuenta en 1494 que había en la alcazaba mazmorras excavadas en la roca, con forma de gran tinaja redondeada de fondo plano, reforzadas con muros de ladrillo. Allí encerraban a los cautivos cristianos. Tras la conquista una vez desalojadas las mazmorras de la Alcazaba, pasaron a  ser ocupadas por los presos de las tropas castellanas.

 ALCAZABA DE LA ALHAMBRA Foto:Tristan Mimet

ALCAZABA DE LA ALHAMBRA – Foto:Tristan Mimet

Las caballerizas, situadas cerca de la Torre de la Vela, eran el espacio destinado al resguardo y cuidado ecuestre. Constan de tres naves paralelas, separadas por pilares de base cuadrada sobre las que se alzan arcos de medio punto y bóvedas de cañón. Para facilitar la limpieza de las caballerizas, con cubos de agua, se dispuso que el suelo contara con una leve inclinación descendente que va desde la entrada hacia el fondo.

En el siglo XV la alcazaba fue reforzada con un gran bastión de artillería en la zona oeste, para adaptar la Alcazaba a la artillería de fuego. Además, se construyó una entrada en la esquina noreste, conocida como puerta de la Tahona.

En principio la Alcazaba de la Alhambra se hallaba separada de las otras zonas de la ciudadela, por un foso, pero en época cristiana, el Conde de Tendilla en 1494, lo rellenó, haciendo en ese lugar unos aljibes. Por esta razón, se conoce a este espacio actualmente como Plaza de los Aljibes.

En época cristiana algunos muros de la Alcazaba fueron reconstruidos. Hemos de destacar los realizados en la zona sur de la Torre de la Vela, también se sustituyó la Puerta de la Tahona por la Torre del Cubo y se realizó una nueva entrada a la barbacana, más centrada.

Muchas cuestiones se nos han quedado en el tintero, por eso te recomendamos que contrates una visita guiada a la Alhambra.

Entradas y Visitas guiadas a la Alhambra

 

Deja una respuesta

Etiquetado , , , , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Una Respuesta a ALCAZABA DE LA ALHAMBRA Era la zona defensiva del recinto nazarí

  1. Pingback: TORRES BERMEJAS - RINCONES DE GRANADA

Deja un comentario